Mobile Navigation

10 Razones por las que

su centro necesita un simulador VirtaMed

testtest--

¿Qué pueden aportar nuestros simuladores a su programa de formación quirúrgica? Aquí tiene los 10 motivos que nos manifiestan con más frecuencia los hospitales y centros de formación que ya han integrado nuestra realidad virtual a sus programas formativos:

1. Una sola plataforma para diferentes simuladores y campos quirúrgicos

En una única plataforma se pueden poner en práctica múltiples simuladores, disciplinas y especializaciones. Por ejemplo, la formación en artroscopia de rodilla, hombro, cadera y tobillo (ArthroS™) puede realizarse en el mismo simulador que la formación en ginecología o urología (UroS™, GynoS™). La plataforma de simulación también se podrá ampliar a otros procedimientos en el futuro. 

2. Como en la vida real: Simulación fotorrealista de alta fidelidad en HD

Se combina el realismo extremo de los gráficos, los sangrados y el comportamiento de los fluidos para crear casos de pacientes virtuales completos. Los modelos anatómicos ofrecen la mejor respuesta táctil posible, dado que pueden manipularse igual que los pacientes reales y reaccionan con cada contacto.

A la izquierda: realidad virtual frente a imagen real en quirófano

3. Los instrumentos originales facilitan la transferencia de habilidades al quirófano

Los instrumentos originales adaptados proporcionan una experiencia de simulación completa y la familiarización con las herramientas quirúrgicas reales. Se pueden utilizar resectoscopios, cámaras, cuchillas, pinzas o pinzas sacabocados para los procedimientos diagnósticos o quirúrgicos. El uso de instrumentos originales en la formación facilita la trasferencia de habilidades al quirófano.

4. La capacitación guiada ahorra tiempo de instrucción y de quirófano

SimProctor™ es una característica especial de los simuladores VirtaMed. Las vistas externas, las pistas de colores y las herramientas fantasma enseñan a los alumnos a realizar tareas diversas, entre ellas, cómo sujetar los instrumentos y cómo completar los pasos individuales de los procedimientos. SimProctor™ integra las mejores prácticas con los conocimientos clínicos de los principales líderes de opinión internacionales en simulación, reduciendo así el tiempo de instrucción dirigido por su personal clave y el preciado tiempo de quirófano.

5. Reducción de los costes de capacitación quirúrgica

Los simuladores reducen sus costes de material desechable durante la capacitación de los médicos. No importa si un médico necesita 2, 20, o 200 procedimientos para alcanzar un dominio completo, ya que no implica costes adicionales. Además, los costes de rotura pueden reducirse de manera significativa.

6. Progreso rápido en la curva de aprendizaje a través de una variedad infinita de patologías

Los simuladores de realidad virtual ofrecen una variedad interminable de patologías y anatomías basándose en datos de IRM/TC de pacientes reales. Los simuladores VirtaMed han sido diseñados para cubrir el 95% de la variabilidad de los casos que existen en la vida real, lo cual supondría años de prácticas si no se contara con la simulación. Los cursos de capacitación individuales pueden crearse con una formación específica para principiantes o incluso para médicos experimentados.

7. Capacitación en complicaciones en un entorno libre de riesgos

El cirujano se enfrenta a las mismas complicaciones que existen en el quirófano y aprende a reaccionar ante patologías complejas, hemorragias o malas condiciones de visión. La capacitación en complicaciones mediante el simulador prepara al cirujano para los retos que entrañan los pacientes reales sin poner a nadie en riesgo.

8. Evaluación objetiva del rendimiento mediante parámetros útiles

La evaluación objetiva es la base del aprendizaje. Tras cada procedimiento completado, el alumno recibe un informe de evaluación con los valores objetivo, como el tiempo empleado, los movimientos realizados con el instrumental, los puntos de referencia visualizados o las patologías extirpadas, entre muchos otros. El alumno también puede tomar capturas de pantalla en cualquier momento, y se guardará un vídeo del procedimiento junto con el informe de evaluación. Esto permite hacer un seguimiento de las mejoras y dar parte de los procedimientos más adelante.

9. Mayor calidad de atención y más seguridad para los pacientes

A través de la mejor formación quirúrgica disponible se aumenta la seguridad de los pacientes y la calidad de la atención en general. Los cirujanos están mucho más preparados para su primera intervención en quirófano y ya han aprendido a reaccionar frente a las complicaciones. Además, tienen una visión realista del procedimiento antes de llevarlo a cabo por primera vez en un paciente auténtico. Esta primera vez, los casos van mejor, los procedimientos se desarrollan con mayor fluidez y en menos tiempo, lo cual logra la mejora de la experiencia tanto para el médico como para el paciente.

10. Una ventaja competitiva - ¡Aumente su reputación!

Los simuladores de realidad virtual para la capacitación quirúrgica le aportan ventajas competitivas y mejoran su imagen. A los residentes les encanta utilizar tecnologías de última generación para obtener la mejor formación posible. Si quiere estar a la vanguardia de la innovación en capacitación quirúrgica, los simuladores VirtaMed son una excelente opción: ¡son los mejores simuladores de realidad virtual que existen en el mercado!

¿Quiere compartir estas razones con sus colegas?